valor

Email marketing: Cuándo y para qué lo usas determina su eficacia

Ayer leí un artículo vía @MkDirecto sobre una encuesta realizada por YouGove y Emailvision que recoge la percepción que losemail marketing clientes tienen del email marketing y la verdad es que no me extrañan en absoluto sus conclusiones, a tenor de lo que yo mismo vivo como destinatario de “demasiados boletines y newsletter” a diario.

Al margen del resto de porcentajes y conclusiones que arroja la encuesta y que puedes consultar en el artículo, extraigo el que me invita a realizar este post:

“El 75% de los adultos encuestados sienten rencor hacia las marcas que les bombardean con email marketing al mismo tiempo que un 71% considera que los emails no deseados son responsables de su rechazo”

Y es que lo cierto y verdad en la mayoría de los casos, es que el email marketing se utiliza de forma indiscriminada para machacar al personal intentando vender lo divino y lo humano, sin una segmentación previa de usuarios de destino en función de lo que a éstos les puede interesar adquirir. Prevalece el pensamiento de que a cuantos más se lo enviemos mejor porque se piensa que el ROI será superior y claro, así nos pinta.

El resultado: potenciales clientes cabreados y sin ninguna gana de recibir absolutamente nada de nadie debido a estas erróneas estrategias.

Email marketing: ¿con quién usarlo para que genere valor a nuestra marca y resultados en nuestras ventas?

Yo lo tengo muy claro: esta herramienta es fantástica para usar con nuestros clientes actuales ¿por qué? Por varias razones:

  1. Ellos ya nos conocen y por lo tanto tenemos un vínculo emocional (si lo hemos sabido generar) además del comercial. Eso significa que no nos van a ver como intrusos ni spam cuando entremos en sus bandejas de correo, si hemos tenido la inteligencia de comunicarles que utilizamos éste, entre otros canales, para mantenerles informados de todas las novedades que puedan interesarles, relacionadas obviamente con el sector y servicios y productos que nosotros comercializamos.
  2. Es un medio muy económico de comunicación con los clientes y totalmente medible en términos de eficacia de la acción.
  3. Genera valor para los clientes y ventas para la empresa, si somos capaces de segmentar los clientes y enviar email a aquellos que realmente puedan estar interesados en según qué servicio/producto ofrezcamos o informemos en el email marketing.
  4. Es un elemento de fidelización y de generación de reputación pues permite  debido a su bajo coste, mantener una regular comunicación con nuestros clientes y que estemos en su mente como opción de compra para los servicios y/o productos que desea adquirir y que nosotros comercializamos.

En definitiva, como siempre ha sucedido a lo largo de la historia de la Humanidad, la bondad o no de todas las herramientas puestas al servicio del hombre dependen siempre del uso que se haga de ellas.

El perro que andaba sobre el agua

utilidad realHabía un cazador que compró un perro de caza, el único de su especie en el mundo. Podía caminar sobre el agua. Al cazador le costó creerlo cuando presencio este milagro pero se quedó tan impresionado por la maravilla que había contemplado que ya no se paró a valorar la utilidad real de tener un perro con estas características. Eso sí, le complacía poder mostrar su nueva adquisición a sus amigos.

Invitó a un amigo a cazar patos. Tras un rato, dispararon a varios patos y el hombre ordenó a su perro que corriera y le trajera las aves. Durante todo el día, el perro corrío sobre el agua y estuvo trayendo patos. El dueño estuvo esperando un comentario o un cumplido sobre su sorprendente perro, pero no recibió ninguna.

Cuando volvían a casa, le preguntó si no había visto algo inusual sobre su perro. El amigo respondió:
– “Si, de hecho, me di cuenta de algo inusual. Tu perro no puede nadar.”

Autor desconocido

Éste soy yo

En una ocasión, Mulá Nasrudín fue a una feria con sus discípulos, donde la gente estaba disparando flechas. Mulá se unió al juego y lanzó la primera flecha, que se quedó corta. La multitud empezó a reírse y Mulá dijo:
– “Esto es lo que sucede cuando vives con complejo de inferioridad. No puedes alcanzar el objetivo porque tu corazón no está enteramente en ello.”
La siguiente flecha sobrepasó la diana pero Mulá se giró para decir:
– “Esto es lo que sucede a un hombre que tiene un concepto demasiado alto de si mismo. Va tan rápido que elude el objetivo.”
A continuación, Mulá disparó la tercera flecha, que con precisión alcanzó el blanco, y dijo:
– “Éste soy yo!”

Cuento tradicional sufí